Fuera bebés del parlamento: polémica medida en Reino Unido

Fuera bebés del parlamento: polémica medida en Reino Unido

Una polémica ley llegó al parlamento inglés: prohíbe a una madre llevar a su hijo de tres meses a los debates.

Pablo Vazquez

La legisladora laborista Stella Creasy llevó a su hijo Pip, de 3 meses de edad, a la Cámara de los Comunes, primera cámara del parlamento británico. Luego de haberlo llevado, la legisladora explica que recibió una carta de las autoridades de la Cámara explicando que no podría llevar más a su hijo a los debates.

En un dialogo con la BBC, Creasy explicó: “Hay barreras para que las madres participen en la política, y creo que eso perjudica nuestro debate político”. También mencionó que la norma socava los esfuerzos por hacer la política menos hostil para las familias.

En el pasado, la legisladora había llevado tanto a Pip como a su hija mayor al Parlamento sin problemas, pero mediante el mail, le avisaron que las normas habían cambiado en septiembre. Ahora la norma indica a los parlamentarios que “no deben ocupar sus asientos en la cámara cuando estén acompañados por sus hijos”. “Sí creo que debemos asegurarnos de que nuestra profesión se lleva al mundo moderno, al siglo XXI, y de que permite a los padres equilibrar los empleos que tienen con el tiempo que necesiten para la familia” agregó.

Stella Creasy con su hijo de tres meses

Cabe destacar que Stella Creasy tiene derecho a una baja de seis meses por maternidad y tiene también la posibilidad de delegar el voto, sin embargo, es necesario que esté presente en los debates para representar a su partido.

La legisladora también expresó sus quejas por sus redes sociales, explicando la situación en Twitter, adjuntando una captura de pantalla del mail donde fue avisada de que no sería posible que siga llevando a su bebé. A la foto y la explicación los acompaño el hastag #21CenturyCalling , que en español significa “llamado del siglo 21”.

Este miércoles varios políticos del pais alzaron su voz en contra de la medida, buscando un cambio en las normas del parlamento, ya que consideraron inmoral la nueva regla.

Dominic Raab, conservador que ocupa un cargo en el parlamento hace mas de 10 años, insistió en que tenía “mucha empatía” por la situación que vivió la legisladora, pero señaló que la decisión era competencia de los responsables de la cámara.

Caroline Lucas, otra legisladora del parlamento describió la medida como “absurda” y afirmó que los recién nacidos eran “mucho menos molestos que muchos parlamentarios que rebuznan al fondo”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?